El Cristo de Humildad y Paciencia recorrió parte de la Ardila en su anual Vía-Crucis

Cerca de las nueve de la noche de ayer, viernes 31 de marzo, se abrían las puertas de la Iglesia de San Servando y San Germán para que un nutrido cortejo de hermanos de la cofradía del Domingo de Ramos que precedían al Cristo de la Humildad y Paciencia salieran para participar en el rezodel Vía-Crucis. 

El cortejo, en el que también participó una representación del Consejo local de Hermandades y Cofradías, figuraban hermanos con velas antecediendo a la parihuela sobre la que iba el Titular cristífero de esta corporación portado por cargadores de la asociación de Jóvenes Cargadores Cofrades (JCC).

Tras la parihuela también otro nutrido grupo de hermanos, fieles y devotos que acompañaron por su recorrido al Señor de la Humildad y Paciencia que contó con el acompañamiento musical de un trío de capilla de la ACM Maestro Agripino Lozano. (ISLAPASIÓN).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.