El Corpus del Santo Cristo gana en solemnidad y altares en su recorrido por el barrio



Sin duda la procesión eucarística de la parroquia del Santo Cristo -gracias al empuje de las hermandades de Afligidos y Vera-Cruz- gana cada año en solemnidad y además en fieles que acompañan a un cortejo que discurre por las calles más singulares del barrio.

En este 2014 la principal novedad ha sido el montaje de dos altares -uno por cada hermandad de la Parroquia- y que ha contado con la Virgen de Gracia que recibía culto en la capilla de la Vera-Cruz en un altar montado a pocos metros de la puerta de la capilla. En la misma puerta de la capilla de la Vera-Cruz se pudo ver otro altar montado por la corporación crucera y que sirvieron, ambos, como lugar de rezo ante el paso de Su Divina Majestad.

El cortejo que abría el guión sacramental acompañado de faroles se configuraba con un nutrido grupo de niños y niñas de primera Comunión a los que seguían las representaciones de las cofradías de Afligidos y Vera-Cruz. Tras ellos el cuerpo de ciriales que antecedían al palio de respeto que fue seguido por una gran cantidad de fieles.

El romero en algunas calles, las colgaduras de balcones y banderas de España completaban un recorrido que cada año mejora en vistosidad y recogimiento. Los sacerdotes adscritos a este templo fueron rezando y cantando distintos salmos que servían de acompañamiento a los fieles. 

Entre las representaciones, además de las propias de la parroquia, se encontraba el presidente del Consejo local de Hermandades y Cofradías, José Manuel Rivera Barrera.

Esta procesión pone punto y final a los cultos eucarísticos de la cofradía de Afligidos que tuvo, momentos antes de la procesión, su función correspondiente a esta celebración religiosa previa a la festividad del Corpus Christi. (ISLAPASIÓN).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.