La lluvia impidió el rezo del Vía-Crucis junto al Medinaceli por las calles de la feligresía



La lluvia impidió este año que Jesús Cautivo y Rescatado saliera a las calles de la feligresía de la Iglesia Mayor Parroquial para presidir el Vía-Crucis anual previo al primer viernes de marzo.

Lo que no impidió la lluvia es que un buen número de cofrades siguieran el rezo del Vía-Crucis en el interior de la Iglesia Mayor que se mostró totalmente a oscuras con la única iluminación de los altares propios de la Archicofradía de Medinaceli.

Jesús Cautivo y Rescatado se mostraba en el altar de Besapié donde se podrá contemplar mañana por los cientos de fieles y devotos. (ISLAPASIÓN).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.