La lluvia apareció el último día y dejó incompleta una Semana Santa de notable alto

Parecía que iba a ser este año. Desde el 2001 no se había dado una Semana Santa en la que todas las hermandades hubieran podido realizar su salida procesional sin tener que mirar al cielo. Tras unos días de bastante calor -del Domingo de Ramos al Jueves Santo- volvieron las nubes que se mostraron en forma de lluvia el último día, Domingo de Resurrección, en San José Artesano.

A modo de resumen iremos viendo algunos de los aspectos más destacables de estos últimos ocho días en los que la ciudad ha vivido intensamente junto a las hermandades y cofradías.

EL TIEMPO

Como hemos dicho la climatología era totalmente favorable hasta el Jueves Santo. Altas temperaturas, días soleados salvo con las rachas de viento del Lunes Santo. No se podía pedir más. El Viernes Santo las nubes cubrieron a La Isla y el Domingo de Resurrección descargaron -tal como estaba previsto- para dejar sin salir a la Hermandad de la Resurrección.

Las noches del Martes al Jueves Santo fueron de candelerías completamente encendidas, algo que ya no se recordaba en nuestra ciudad. El Domingo de Ramos y Lunes Santo por las ya comentadas rachas de viento la noche se deslucía por momentos. Aún así las hermandades pudieron ver agotados los cirios de sus cortejos, señal inequívoca de que el tiempo ha acompañado.

LOS CORTEJOS

En general se ha visto un descenso del número de hermanos que conforman los distintos cortejos de las hermandades isleñas. En algunos casos preocupante y en otros tal vez solo una ligera caída que volverá a mejorar tras las salidas procesionales de este año.

El andar de las hermandades sigue siendo lento, muy lento en algunas, salvo los casos de las cofradías del barrio del Cristo -Afligidos y Vera-Cruz- que se ven pasar en un tiempo bastante corto, o los de Servitas y Rosario por el pequeño número de hermanos en sus filas.

Sin duda la gran novedad del 2014 la presencia de nuevo de la Virgen del Rosario dentro de la nómina de las hermandades de nuestra Semana Santa. Su salida fue igual de emotiva para sus hermanos que para los que acudieron a verla. Fue sin duda la imagen de la Semana Santa.

LOS HORARIOS

Las hermandades por lo general han cumplido horarios en Carrera Oficial pero nada ha tenido que ver luego las horas de recogidas de cada una de ellas. Una vez pasados los cortes entre calles que dificultan el paso de otras cofradías el ritmo se aminora y las recogidas se llevan a horas fuera de lugar.

Fue el caso de Prendimiento -se cerraron las puertas de San José Artesano minutos después de las tres de la madrugada-, o Gran Poder -cerca de las cuatro de la madrugada- o el mismo Nazareno que se posaba en el interior de la Iglesia Mayor cuando el reloj marcaba las once de la mañana. Retrasos estos que no tienen interferencia en los demás cortejos algo que solo podrán juzgar sus propios hermanos de fila.

Parones los hubo, aunque menos que otros años. El Lunes Santo la Hermandad de Medinaceli sacó su Cruz de Guía cuando aún restaba por pasar parte del cortejo de Afligidos -que llegó ocho minutos tarde al palquillo de toma de hora-. El Martes Santo fueron sin importancia, y pactados con antelación. El Miércoles Santo Gran Poder paró el discurrir de Vera-Cruz al final de la calle Ancha, aunque luego la cofradía crucera recuperó este tiempo cuando, sin hermandad delante, marcó su ritmo hasta la iglesia del Santo Cristo.

El Jueves Santo se temía por el cambio de hora de Tres Caídas pero la cofradía del barrio de la Bazán cumplió sobradamente dejando espacio suficiente a la cofradía del Perdón, aunque luego bajara el ritmo al bajar la calle Colón y llegar a la Venta de Vargas, hecho este que provocó que recortara su itinerario para poder llegar a su hora al templo bazanero.

El Viernes Santo el parón fue de Desamparados a Santo Entierro provocado por la maniobra de entrada del Cristo de la Sangre en su capilla. La cofradía del barrio del Carmen plantea desde el mismo Viernes Santo algún cambio para que esto no ocurra y su cortejo no se vea inmerso en estos parones que tanto deslucen a la hermandad en la calle.

LOS ESTRENOS

Este año se han reducido el número de estrenos en las hermandades, muchas de ellas no teniendo nada que estrenar por la difícil situación económica que atraviesan.

Entre los más destacados el frontal tallado del paso de Cristo Rey, los candelabros dorados del paso de Medinaceli el Lunes Santo o de la Oración del Huerto el Martes, las nuevas incorporaciones de plata a la trasera del paso de la Caridad o el tallado del paso de misterio del Prendimiento, siendo la jornada del Martes Santo la única en la que sus tres cofradías afrontan de una u otra manera la realización de alguna fase de sus pasos.

Los avances en el cortejo del Gran Poder así como en su paso de Cristo, las cantoneras del crucificado de la Sangre o los candelabros que no pudieron verse en la calle de la Resurrección completan los más destacados de los que pudieron verse en esta última semana.

LA CARRERA OFICIAL

Si por un lugar pasan todas las hermandades este es el de la Carrera Oficial en la calle Real. A diferencia del Domingo de Ramos y el Viernes Santo el aspecto de la Carrera Oficial ha sido casi desértico. Difícilmente se ha llegado al 70% de ocupación durante los días de la Semana Santa y este porcentaje bajaba considerablemente en la zona de sillas sueltas.

No sabemos si es que el Consejo ha dejado por vender gran parte de estos abonos o que los que lo pagaron no han ido a ver los desfiles procesionales por la arteria principal de la ciudad. Choca este número de personas con el paso de todas las cofradías. 

Igualmente puede restar público algunos parones horarios entre cofradías que pasan y que hacen que a veces hasta por una hora no pase ninguna cofradía por los palcos una vez han pasado otras de la misma jornada.

EL PÚBLICO

Sin duda alguna la asignatura suspensa de la Semana Santa de San Fernando. En primer lugar no podemos hablar de San Fernando como un lugar turístico, ya que se aprecia fácilmente que los que vienen de fuera son isleños que durante el año viven en otro lugar, por tanto es tarea de los propios isleños mejorar este ámbito.

La esquina de salida de la Carrera Oficial con Isaac Peral -junto al bar La Gran Vía- y su continuación por delante del atrio del Ayuntamiento es sin duda un despropósito año tras año.

Niños que corren por mitad de los cortejos, vasos que se rompen en el mismo sitio donde pasan penitentes descalzos, vertederos de cáscaras de pipas por cada esquina y un continuo murmullo que supera valores normales en decibelios. En definitiva personas que no saben estar ante el paso de una cofradía y que, además, imponen su norma. 

LA CARGA

Aspecto cuasi fundamental para algunas cofradías. Los cargadores se conforman como parte imprescindible y por ellos son analizados en este balance. La mayoría de los pasos fueron correctamente, sin brusquedades, y se nota en algunos la mano de buenos capataces -como el caso del misterio de Columna-.

Cada cual interpreta el “estilo isleño” a su forma y manera, y por ello al final salen a relucir tantos estilos como pasos salen a la calle. Se innova desde algunas cuadrillas -también desde la JCC- que en este año ha repartido tarjeta de relevos -con este nombre o con otro parecido- en muchos pasos. Algo impensable hace una década.

La nota más destacada para la cuadrilla de Vera-Cruz. Era una incógnita su estado y el paso de la cofradía del Cristo llegó tal como salió, sin descomponer sus formas y con un andar constante con el inconveniente de no llevar ningún acompañamiento musical. 

Queda la duda de saber como anda la cuadrilla de la Resurrección. Dos años desde su creación y dos salidas suspendidas por la lluvia.

Los cuellos de los cargadores estaban bien marcados en los últimos días de la semana. A diferencia de otros años muchos de ellos han podido sacar todos los pasos que tenían y el calor hizo mella en los mismos. Señal que el número de cargadores tampoco es tan elevado solo que en los últimos doce años no se ha podido ver bien este tema por aquello de quedarse tantas hermandades sin procesionar.

LA MÚSICA

Otro aspecto relevante dentro de un cortejo es el acompañamiento musical. Bastante bien las formaciones musicales isleñas. Los días que acompañaron a los cortejos de la ciudad se comportaron como Isla de León en Borriquita y Ecce-Homo, Cruz Roja en los palios de Penas, Salud, misterio de Caridad y Virgen de la Soledad y la Municipal en Lágrimas y Trinidad. San José Artesano mantiene su nivel y se afianza en los palios de Buen Fin, Piedad y Mayor Dolor en Su Soledad, joven banda pero con buen futuro.

Destaca la labor de la Banda del Nazareno con una “maratón” que le llevó a poner música al palio de la Virgen del Amor el Miércoles Santo, a la Virgen de la Esperanza en la noche del Jueves Santo, la Virgen de los Dolores en la madrugada del Viernes Santo y pocas horas después a la Virgen de los Desamparados en la tarde-noche del Viernes Santo, así como a la Virgen de la Estrella el Domingo de Ramos. Una paliza en toda regla para una banda con muchos niños pequeños pero que supo estar a la altura de las circunstancias.

Destacar además una de las Agrupaciones Musicales con más proyección de la geografía andaluza, Virgen de las Lágrimas. Supera año a año su potencial y su recital en la madrugada del Viernes Santo tras Jesús Nazareno fue antológica. Por poner un pero faltan algunas composiciones de sus inicios que se han ido perdiendo en el repertorio. Quizás otro año será.

Las bandas de otras localidades destaca la de Música de Los Palacios en Huerto y Afligidos, algo menos calidad la de Estepona tras el Gran Poder que creemos debe mejorar algo más en próximos años así como la de Santa Cecilia de Sevilla tras los misterios de Humildad y Paciencia y Tres Caídas, nada que ver con la formación musical que tocara tras el misterio de Ecce-Homo hace algunos años. La de Daimiel tras Medinaceli mejoró con respecto al año pasado, será cuestión de ver la evolución en las próximas salidas.

La mejor de las foráneas, sin duda, la Agrupación Musical Nuestra Señora de la Estrella de Dos Hermanas tras el misterio del Huerto. Solo hizo falta escucharla en la salida. Potencia y afinación, un lujo para los amantes de este tipo de bandas. Si ya Polillas marcaba una gran diferencia con respecto a otras, los nazarenos han sabido superar con creces lo que se tenía anteriormente.

SEMANA SANTA 2015

Desde hoy mismo los cofrades isleños marcan en su calendario la fecha del 29 de marzo de 2015, Domingo de Ramos. El trabajo comienza ya para que todo esté preparado para esa fecha en la que La Isla volverá a vivir una Semana Santa esperemos que igual de buena que la que dejamos atrás.

Salvo algunos puntos negativos como los reseñados o el estado de la calle Real a escasos días del comienzo de la Semana Santa, el notable alto ha sido conseguido con facilidad.

Faltan 343 días para el Domingo de Ramos de 2015… Y hasta entonces seguiremos informándote de todo lo que acontece en tu web cofrade. ISLAPASIÓN: Como siempre, donde siempre. (ISLAPASIÓN).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *