La Virgen de la Soledad de la sevillana localidad de Gerena protagonizó el pasado viernes una salida por la localidad bajo uno de sus dos palios, el conocido de color rojo. Lo hizo en conmemoración del cuarenta aniversario de su coronación canónica. No es extraordinaria, ya que consta en sus reglas una procesión de gloria en el día de la Asunción, no llevada a cabo siempre por las condiciones económicas que ello conlleva.

La hermandad quiso homenajear a aquellos miembros de junta que lograron coronar a la Virgen de la Soledad en 1974, llevándola hasta el lugar del hecho, la plaza principal del pueblo. Ahí se ofició una eucaristía presidida por José Salguero Roldán, director espiritual de la corporación, coincidiendo con el cincuenta aniversario de su ordenación. 

Desde las doce de la noche del día de la Asunción, comenzó una jornada inolvidable con los toques de cornetas recuperados desde la espadaña.

Por otro lado, la banda municipal de Gerena puso los sones musicales con un estreno, «aniversario soleano», inspirada en la salve de la Virgen de la Soledad, letra compuesta por el que fue hermano de esta hermandad, José de los Reyes Marín.  (ISLAPASIÓN).

Galerías: