Como cada 2 de noviembre la Iglesia celebra la festividad de los fieles difuntos. Para ello en nuestra ciudad es tradición realizar una ceremonia eucarística con representación de autoridades civiles y militares en el camposanto isleño.

Este año, debido a las restricciones por la pandemia del coronavirus, la ceremonia religiosa se ha llevado a cabo en la Parroquia de San José Artesano al igual que ocurre los años en los que por la lluvia esta misa no puede hacerse al aire libre junto a la entrada del cementerio municipal.

La misa, oficiada por el Vicario de la Bahía de Cádiz y párroco de la de San José Artesano, el Rvdo. P. Lázaro Albar, ha contado con la presencia de representación municipal encabezada por la alcaldesa Patricia Cavada así como una representación militar y de la federación de asociaciones de vecinos. (ISLAPASIÓN).

Galerías: