El Cabildo Catedral de Cádiz ha decidido suspender las visitas turísticas a la Catedral de Cádiz y Museo Catedral a partir de mañana, viernes 13 de marzo, y durante los próximos 15 días con el objetivo de frenar la posibilidad de propagación del COVID-19.

Esta medida se limita únicamente al turismo y en ningún caso afecta al culto en el primer templo diocesano, que se mantienen con los horarios habituales.

La Catedral y Museo responden, de este modo, a las indicaciones realizadas por las autoridades sanitarias, evitando la reunión numerosa de personas. Las medidas son de carácter preventivo y el Cabildo espera recuperar, lo antes posible, la normalidad en ambos edificios.