En la jornada de ayer, viernes 9 de agosto, se llevó a cabo la retirada del culto de la Santísima Virgen de la Soledad debido al proceso de restauración a la que se va a someter a la dolorosa chiclanera.

Para ello la corporación soleana expuso a la Santísima Virgen en Besamano desde las 11:00 horas a las 14:00 horas y desde las 17:30 horas a las 20:30 horas. Concluido el Besamano se llevó a cabo el rezo del Santo Rosario previo a la celebración eucarística con la que se despidió a la Virgen de la Soledad hasta su reposición al culto que se prevé para un plazo no superior a tres meses.

La restauración se llevará a cabo por Jesús Vidal y Antonio Jesús Sánchez, restauradores que formaron parte también del grupo de restauradores que acometió las mejoras en el Santísimo Cristo del Perdón de nuestra ciudad junto a Eduardo Martínez en 2015. (ISLAPASIÓN).

Galerías: