La Cofradía del Nazareno de Santa María de Cádiz celebró ayer la festividad del Dulce Nombre de Jesús con una Solemne Función y la imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno en devoto Besapié, 

Para la ocasión, el equipo de mayordomía de la corporación dispuso al Regidor Perpetuo de Cádiz en el centro del presbiterio de su capilla, en la Iglesia Conventual de Santa María, sobre la peana de orfebrería del paso de palio de María Santísima de los Dolores, encontrándose escoltado por los cuatro faroles de su paso procesional. Nuestro Padre Jesús Nazareno lucía túnica de cola bordada en color burdeos y cruz arbórea con cantoneras doradas.

En el camarín donde habitualmente se encuentra Jesús Nazareno estuvo presente la Santísima Virgen de los Dolores, que en esta ocasión ocupaba este importante lugar con motivo del 75º Aniversario de su Bendición y puesta al culto, que se conmemora durante todo el año 2019; y bajo el camarín se podía observar un relieve con una representación de la Santa Cena. Un altar que se ha decorado únicamente con centros y columnas con rosas rojas. (ISLAPASIÓN).

Galerías: