La mayordomía de la Hermandad del Nazareno sigue trabajando sin descanso de cara a los preparativos del próximo fin de semana en el que se centrarán los dos actos de mayor importancia del 250 aniversario fundacional de esta cofradía.

Para el primero de ellos, el Solemne Pontifical que se llevará a cabo mañana a partir de las ocho de la tarde en la Plaza de la Iglesia, se prepara el paso del Cristo del Amor de Chiclana -que fuera de esta hermandad en el pasado siglo XX- y en el que ya se han colocado tanto a Jesús Nazareno como a la Virgen de los Dolores.

En esta escenografía faltará aún por añadir a San Juan Evangelista y María Magdalena de la Orden Servita así como otros elementos que concluyan este altar efímero que presidirá el Pontifica oficiado por Monseñor Cardenal Amigo Vallejo.

Uno de los detalles de esta composición que quiere recordar parte del legado de estos dos siglos y medio es la forma en la que se dispone a la Virgen de los Dolores con el juego de manos entrelazadas que, aunque se ha vuelto a usar en alguna ocasión en los últimos años, no es lo habitual y sí lo era antiguamente. 

Una imagen bellísima, cargada de historia, y que será el marco -junto a la fachada principal de la Iglesia Mayor- para el acto de mañana en el día que se cumplirán 250 años de la Hermandad del Nazareno en nuestra ciudad. (ISLAPASIÓN).

Galerías: