Como si de 1891 se tratase. 127 años después la capa -o siempre conocido como manto- de la Virgen del Carmen ha vuelto a su estado original, al que proyectaran los cofrades carmelitanos en aquellos finales del XIX y que desde hoy se muestra como una de las obras de bordado más importantes de nuestra ciudad.

Y es así gracias a la labor de Juan Guerrero y Dolores González que han recuperado pieza a pieza así como eliminado añadidos y volviendo al estado primitivo un manto que había sufrido en este más de siglo y cuarto distintas modificaciones -las más importantes en 1950 y en la década de los ochenta del pasado siglo-.

Desde hoy se puede ver restaurada en la sala expositiva del Centro de Congresos "Cortes de la Real Isla de León" de nuestra ciudad donde esta tarde ha sido presentada la obra restaurada.

Con un tisú lo más parecido al de tanta calidad que tenía la obra original, con una flequería similar a la que se usara en el XIX y todo basado en el diseño -gracias a una fotografía previa a la primera restauración- primitivo de la obra. (ISLAPASIÓN).

Galerías: