La portentosa talla del Crucificado de la Salud que durante todo el año reside en el templo carmelitano se expone hoy, Viernes de Dolores, en devoto Besapié. Sin duda es una ocasión única para admirar esta talla de tanta valía artística y que esta noche presidirá el Vía-Crucis claustral por el interior del recinto de los Padres Carmelitas.

Esta iniciativa, promovida pro los propios Padres Carmelitas, suma cada año centenares de fieles que se postran ante tan bella imagen para devolver con un beso las gracias concedidas durante todo el año.

Si pueden visiten este Besapié durante toda la tarde de hoy, seguro no les dejará indiferentes. (ISLAPASIÓN).

Galerías: