Las redes sociales han recogido estos días multitud de quejas de vecinos del centro de la ciudad en las que se manifiesta el estado del callejón Virgen de la Soledad, uno de los laterales de la Iglesia Mayor Parroquial.

Estas quejas vienen referidas al estado en el que se encuentra la parte de este callejón más cercana a la calle Real y donde están instalados varios contenedores de basura y vidrio que además del consabido impacto estético negativo en una de las zonas más visitadas de la ciudad conlleva a diario numerosas escenas de restos en el acerado así como en no pocas ocasiones vertidos líquidos de todo tipo.

Igualmente -da igual la hora en la que se pase- esta zona desprende un olor bastante intenso que ha llevado a las quejas de estos vecinos así como de los cofrades de la Hermandad de la Soledad que tienen en este vial su casa de hermandad desde hace más de dos siglos. 

Recordamos que la Iglesia Mayor Parroquial de San Pedro y San Pablo está considerada como Bien de Interés Cultural (BIC) por lo que esta situación agrava el impacto estético del que se quejan también los vecinos. (ISLAPASIÓN).