Comenzó el 75 aniversario de la Hermandad de la Caridad. Y lo hizo a lo grande reuniendo en la Parroquia de San Francisco a buena parte de sus hermanos y de los tantos fieles a estos Titulares que tal como recordaba el párroco de la Vaticana y Castrense -el Rvdo. P. Gonzalo Núñez del Castillo- en su homilía reciben a diario las oraciones y súplicas de cientos de devotos.

Una Solemne Función con la que comenzaba en el mediodía de hoy los actos programados para celebrar esta efemérides así como una jornada que además de la celebración religiosa contó con el anuncio doble -artístico en forma de cartel y en la palabra de Luis de Celis Sirviente- del comienzo de este aniversario.

Y es que tras la eucaristía el Hermano Mayor de la Caridad y el artista sevillano Antonio Díaz Arnido descubrían el que será el anuncio visual de este aniversario. Un cartel que como explicó el autor tiene de fondo la luz del atardecer en Camposoto, que refleja fielmente el semblante de los Titulares de la hermandad como epicentro de la misma y que tienen, en la tipografía, un recuerdo al fallecido Javier Moreno Ortiz en forma de objetivo.

Una obra que vendrá a engrandecer el patrimonio artístico de esta cofradía y que además de la reproducción en tamaño habitual se ha llevado a una lona de grandes dimensiones que va a presidir durante todos estos meses junto a la fachada principal de la Iglesia de San Francisco anunciando esta efemérides.

Una vez presentado el cartel llegó el momento del Pregón que ha abierto en la prosa y los versos de Luis de Celis Sirviente este esperado aniversario. Antes del pregonero tomó la palabra el presentador del mismo, José Muñoz Moreno, que quiso glosar la figura de este cofrade pero principalmente amigo del bordador isleño.

Luis de Celis, vestido de chaqué, subió al ambón de la Castrense para deshojar un pregón que ha sido algo más que una glosa de un aniversario. 

Desde los orígenes cartageneros pasando por la devoción de todo un barrio hasta llegar a los jóvenes y la hermandad del hoy. Así ha sido un pregón que ha emocionado bastante a los hermanos y que ha tenido tiempo -en su más de hora y cuarto de duración- para escuchar de melodía de fondo a marchas, la recreación de un noticiario del NODO y hasta la interpretación de la versión en castellano del famoso tema "My way" de Frank Sinatra. 

De todo y para todos. Así ha sido este pregón de Luis de Celis. El de su hermandad, el de su vida cofrade y el de sus amigos y vivencias. 

Hoy se ha dado el primer paso de los muchos que llevarán al final de un aniversario cuando la cofradía del Martes Santo cumpla sus bodas de brillantes. (ISLAPASIÓN).

Galerías: