Durante toda la mañana de ayer el Grupo Joven de la Hermandad Sacramental de la Misericordia estuvo recogiendo alimentos no perecederos en uno de los supermercados "Supersol" de la ciudad con el objetivo de paliar las necesidades de las familias acogidas en Cáritas Parroquial de la parroquia de la Divina Pastora. (ISLAPASIÓN).