La cuadrilla de hermanos costaleros de la Agrupación Parroquial de la Reina de los Ángeles tuvo en la noche de ayer su último ensayo preparatorio para la salida procesional del próximo 10 de septiembre.

No será la última vez que la cuadrilla se sitúe bajo las trabajaderas antes de la procesión puesto que el próximo lunes 5 de septiembre tendrá lugar la mudá desde el almacén a la iglesia de la Sagrada Familia del paso.

Este año la cuadrilla ha contemplado importantes cambios que comenzaron con la designación de Antonio Sandoval como capataz y que ha llevado a una reestructuración de las alturas que conforman la cuadrilla. 

Tras el ensayo de ayer y esperando a la mudá del próximo lunes todo está dispuesto para que los costaleros de la Reina de los Ángeles vuelvan a pasear a la Titular de esta agrupación por las calles del barrio de la Bazán. (ISLAPASIÓN).

Galerías: