En la jornada de ayer, jueves 10 de marzo, dio comienzo el Triduo de la Hermandad de la Soledad en la que se venera a su Titular cristífero, el Santísimo Cristo de la Redención.

Tras la celebración eucarística de las ocho de la tarde, y junto al Santísimo Cristo, se ha llevado a cabo un concierto de marchas procesionales a cargo de la Banda de Música de la AC Maestro Agripino Lozano.

Este concierto -que estaba previsto para el año 2015 como colofón al cincuentenario fundacional del Cristo de la Redención- ha mostrado la interpretación por parte de esta formación musical de marchas de corte fúnebre.

Entre las composiciones que se han podido escuchar se encontraban las marchas "Cristo de la Lanzada" de Rafael Márquez Galindo, "Amargura" de Germán Álvarez Beigbeder, "Santa Vera-Cruz" de José M. Belizón Pérez, "La Soledad" de Pedro Morales, "Mektub" de Mariano San Miguel y "Redemptio" de Manuel Bernal Nieto.

Entre estas composiciones también se pudo escuchar unas nuevas composiciones de música de capilla originales de Manuel Bernal Nieto y que se estrenaron junto al Cristo de la Redención en la noche de ayer.

El concierto llegó a su fin, tras la entrega de un obsequio por parte de la hermandad a la banda, con la interpretación de la marcha "Mater Mea" la última composición que se escucha cuando la Virgen de la Soledad vuelve en la noche del Viernes Santo a entrar en la Iglesia Mayor. (ISLAPASIÓN).

Galerías: