La Iglesia Mayor Parroquial ha acogido esta noche el XV Pregón a María Santísima de los Dolores tras la celebración eucarística de ocho de la tarde en el tercer día del Triduo a la Titular mariana de la corporación de la madrugada del Viernes Santo.

Tras la lectura del acta de elección del pregonero por parte del secretario de la hermandad, tomó la palabra el hermano del Nazareno, José Fernández Mora, quien presentó haciendo un perfil de su vida, al pregonero de la Virgen de los Dolores, Ricardo Olmedo Luque.

Olmedo Luque desarrolló su pregón -de forma circular- basándose en dos momentos muy concretos. El primero el que dio lugar al inicio y final de esta exaltación en el que el pregonero imaginó como debió ser la talla de la Santísima Virgen ligada a una historia de un italiano llegado a San Fernando. 

Entre el principio y el final de esta historia magníficamente narrada el pregonero insertó la actualidad del cristiano. Como periodista destacado del área socio-religiosa desgranó las distintas realidades que se ha encontrado durante su trabajo en los distintos puntos del mundo. También en esa realidad quiso ver a la Virgen de los Dolores como la ven los distintos hermanos del Nazareno.

El pregón finalizó en rimados versos a la Virgen ensalzando cada uno de los valores fundamentales que los cristianos atribuyen a la Madre de Dios.

El Hermano Mayor en funciones de la cofradía entregó la insignia dorada de la hermandad como reconocimiento al pregonero al finalizar su exaltación. (ISLAPASIÓN).

Galerías: