En la mañana de hoy ha tenido lugar, en el paseo central del Parque Almirante Lauhlé, la colocación de un azulejo de María Santísima del Buen Fin, pasando a denominarse "Paseo Virgen del Buen Fin" en su honor.

Este azulejo es diseño de Joaquín Domínguez y ejecución de Alfonso Berraquero, siendo la intención que sea bendecido el próximo domingo 15 de marzo tras la Función Principal de Instituto que celebrará la Hermandad del Prendimiento.

Al acto han asistido el alcalde de la ciudad, José Loaiza García y miembros de la Junta de Gobierno. El hermano mayor ha mostrado su gratitud por aceptar este ofrecimiento ya que si había un sitio que debía denominarse así era éste, el centro y corazón del parque. (ISLAPASIÓN).


Galerías: