El Grupo Municipal Ciudadanos por la Isla, integrado por los concejales Mayte Más y Javier Cano, ha comenzado la ronda de contactos con entidades, colectivos, historiadores y patrimonialistas a fin de promover la declaración como Bien de Interés Cultural, BIC de la Iglesia de San Francisco. Con estas reuniones, el grupo municipal quiere propiciar el acercamiento a este proyecto, explicando sus motivaciones, recabando apoyos y obteniendo información sectorial sobre el valor histórico-cultural del inmueble diocesano y vaticano. Y dentro de esta ronda de encuentros constituye un referente esencial las Hermandades vinculadas con la parroquia, entre las que están la Real y Venerable Hermandad de Penitencia y Cofradía de Nazarenos del Santísimo Cristo de la Expiración y María Santísima de la Esperanza (Silencio), la Venerable Hermandad Sacramental y Cofradía de Penitencia de Nuestra Madre y Señora la Santísima Virgen de la Caridad, la Venerable Hermandad Sacramental y Cofradía Lasaliana de Cristo Rey en Su Triunfal Entrada en Jerusalén y María Santísima de la Estrella (La Borriquita), la Venerables y Gremial de Sanidad, Hermandad de Caridad y Cofradía de Penitencia del Santísimo Cristo de la Sangre, María Santísima de los Desamparados y Patriarca Bendito Señor San José, y la Hermandad de la Santa Cruz de Nuestro Señor Jesucristo en el sagrado misterio de su hallazgo, triunfo del Santo Lignum Crucis y Santa Elena.

En días pasados fue la Hermandad de la Expiración la que visitó la sede del Grupo Municipal Ciudadanos, representada en la persona de su hermano mayor, David Gutiérrez Vázquez, que recordó como en el próximo mes de febrero la hermandad cumplirá su 218 aniversario de la fundación, que tuvo lugar en el año 1796.

Es por tanto su origen algo posterior precisamente a la fecha en la que se le concede la jurisdicción castrense a la capilla de los franciscanos, el día 17 de enero de 1765.

La parroquia contiene por tanto importantes valores histórico artísticos, tipológicos, urbanísticos y de identidad, acreedores para su declaración como Bien de Interés Cultural, tal y como establecen tanto la Ley 16/1985 de Patrimonio Histórico Artístico español, como la Ley 14/2007 de Andalucía.

El acercamiento de posturas entre el Grupo Municipal y la Hermandad de la Expiración ha sido extraordinariamente fructífero, tal y como acontecerá con el resto de hermandades, a las que se convocará próximamente.