La Parroquia Vaticana y Castrense de San Francisco ha acogido en el mediodía de hoy uno de los actos más importantes y con el que se abre el 250 aniversario de la consagración de esta iglesia como templo castrense así como también ha servido para celebrar el 180 aniversario del nacimiento y bautismo del Beato isleño Marcelo Spínola y Maestre.

El Solemne Pontifical ha estado presidido por el Arzobispo Castrense, Monseñor Juan del Río, que ha estado acompañado del párroco de este templo así como otros sacerdotes castrenses y de la ciudad como el Arcipreste de San Fernando, Rvdo. P. Alfonso Gutiérrez Estudillo, y el párroco de San José Artesano el Rvdo. P. Lázaro Albar Marín.

La ceremonia religiosa dio comienzo minutos después de las doce y media del mediodía en un templo que acogió a un gran número de fieles pese a la intensa lluvia que no cesó en toda la mañana.

Aún así los bancos de la Castrense de San Francisco se llenaron de autoridades -civiles y militares- que quisieron acompañar en esta jornada de importancia para uno de los templos más antiguos de nuestra ciudad.

Entre las autoridades civiles destacó la presencia del alcalde de San Fernando y presidente de la Diputación de Cádiz, José Loaiza, que estuvo acompañado por una parte importante de la corporación municipal así como por la Diputada nacional del Partido Popular de Cádiz, Felicidad Rodríguez Sánchez.

También estuvo presente una representación de la Policía Local de San Fernando en la figura de su jefe local José Suraña, así como una representación de todas las hermandades radicadas en este templo -Cristo Rey, Caridad, Expiración, Desamparados y Santa Elena- y algunas de las que mantienen vinculación con el estamento militar -San José y Pastora- así como del Consejo local de Hermandades y Cofradías en su presidente, José Manuel Rivera Barrera.

Dentro de las representaciones militares destacó la presencia del Almirante de la Flota, Santiago Bolíbar Piñeiro, que estuvo acompañado por el vicealmirante Jefe del Arsenal de Cádiz, Fernando Querol Pagán; el comandante General de Infantería de Marina (Comgeim), Jesús Manuel Vicente Fernández; el contralmirante; Santiago Ramón González Gómez, jefe de la Base de Rota; el subdelegado de Defensa en Cádiz, Vicente Ortells Polo y el general de Infantería de Marina, Javier Hertfelder de Aldecoa, entre otras autoridades militares así como una representación del Ejército de Tierra y de la Guardia Civil.

La celebración eucarística contó en la homilía de Monseñor del Río con una lección de historia sobre los inicios de la ciudad de San Fernando hace 250 años y la vinculación a la Armada desde años antes de nacer como ciudad independiente de Cádiz. No quiso olvidar el Arzobispo Castrense la conmemoración del aniversario del nacimiento del Beato Marcelo Spínola al que también dedicó buena parte de su plática. 

El coro de la parroquia de San Francisco se encargó del apartado musical en esta celebración que finalizó con el canto de la Salve marinera ante la imagen de la Virgen del Carmen.

Tras la celebración religiosa las autoridades civiles y militares pasaron al salón parroquial de este templo para el acto de firma en el libro de honor de la parroquia del Arzobispo Castrense, el Almirante de la Flota y el alcalde de la ciudad. A estos la Parroquia quiso darles un cartel anunciador de esta efemérides enmarcado mientras que el alcalde obsequió con una pintura de la iglesia de San Francisco a Monseñor Juan del Río. (ISLAPASIÓN).

Galerías: