Aunque minutos antes de la hora del comienzo del primer ensayo de las cuadrillas de la Hermandad de la Misericordia llovía levemente sobre el barrio de la Pastora, en el momento de sacar los pasos a la calle paró de llover y ambas cuadrillas pudieron hacer con total normalidad este ensayo de cara a una nueva Semana Santa.

Con los cambios que ya anunciamos en ISLAPASIÓN de los capataces al frente de estas cuadrillas comenzaron en la noche de ayer la primera toma de contacto de este grupo de cargadores que dieron una vuelta a la plaza de la Pastora en una noche de bastante frío.

Sonaron las primeras marchas de cornetas y bandas de música y los mecíos a compás pusieron la nota de una cercana Cuaresma en el barrio más cofrade de la ciudad que verá como ensayo tras ensayo se aproxima un nuevo Jueves Santo para los hermanos de la Sacramental de la Misericordia. (ISLAPASIÓN).

Galerías: