La Hermandad de la Expiración recibió la pasada semana la contestación por parte del Secretariado Diocesano en referencia al cabildo celebrado por esta corporación el pasado 11 de octubre con el único punto de la exposición por parte de la Junta de Gobierno del proyecto de modificación del hábito penitencial para la noche del Jueves Santo.

El citado cabildo arrojó un resultado de 39 votos a favor de la túnica, 36 en contra, 1 voto nulo y 2 abstenciones con la salvedad que el conteo de los votos no coincidió -por uno- con el número de asistentes al citado cabildo. 

Esta singularidad de la no coincidencia de votos y número de hermanos ha llevado al Secretariado Diocesano a declarar nulo el citado cabildo y a remitir a la hermandad una respuesta -tras recabar distintos pareceres- en la que se conmina a la corporación a repetir el citado cabildo. 

David Gutiérrez, Hermano Mayor de la Expiración, ha comentado al respecto a ISLAPASIÓN que la Junta de Gobierno repetirá el cabildo -tal como indica la resolución del Secretariado Diocesano- y que lo hará coincidir con el cabildo ordinario que esta corporación -como el resto de hermandades- debe realizar en los tres primeros meses del próximo 2015. 

Esta medida de hacer coincidir los dos cabildos -ordinario de 2015 y extraordinario de modificación del hábito- se decide, según el máximo representante de la Expiración, para la facilidad de los hermanos y también para ahorrar el coste económico que le supone a la cofradía convocar en dos ocasiones distintas.

Por tanto la decisión del cambio a la túnica de ruan para los hermanos de la Expiración deberá esperar al primer trimestre de 2015 por lo que si se llevara a cabo no sería visible en el cortejo hasta, como mínimo, el Jueves Santo del 2016. (ISLAPASIÓN).